Comunitarias, ¿discriminación constitucional? [Medios comunitarios, radio, TV]

[Publicado en Reforma el 31 de agosto de 2016]

Hoy la Primera Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación tratará un asunto cuyos orígenes están en el eterno argumento de la Cámara Nacional de la Industria de Radio y Televisión sobre la “competencia desleal” que el Congreso de la Unión ha asumido como verdadero y lo plasmó en la Ley Federal de Telecomunicaciones y Radiodifusión (LFTR). La supuesta “competencia desleal” confunde la obtención de ingresos con el lucro, e incide negativamente en la libertad de expresión y la pluralidad de voces necesaria (y casi ausente) en la República Mexicana. No puedo compartir el proyecto del amparo en revisión 1308/2015 a discutirse en la Corte por lo siguiente.

Estándar de revisión. El proyecto dice que las radios comunitarias e indígenas son diferentes a las comerciales, por lo que al tener diferente situación jurídica la LFTR puede dar trato desigual. ¿Son diferentes las radios comuntarias de las comerciales? No, salvo por las prohibiciones que se perpetuaron en la LFTR. Si la SCJN ha señalado que cuando la libertad de expresión está involucrada el escrutinio debe ser riguroso, entonces debe analizar si el que unas sean sin fines de lucro (comunitarias e indígenas) y otras no (comerciales), es o no una discriminación justificada para privar a las primeras de diversas fuentes de ingresos.

Otras diferencias. Asumamos que comerciales y comunitarias deben tratarse diferentes. En la LFTR para obtener: (1) concesión única para prestar servicios se da el mismo trato; (2) concesión para usar frecuencias de telecomunicaciones, se les reduce el plazo máximo de 20 años de las comerciales a 15 años para comunitarias, pero no sé les prohíbe, ni se les limitan las fuentes de ingresos a estas; y (3) concesión para radio o TV, se imponen una serie de límites a las comunitarias pero además se les restringen las fuentes de ingresos.

¿Por qué esa diferencia entre radiodifusión y el resto de las concesiones? El cabildeo de la CIRT es la respuesta, y fue efectivo para que –contrario a derechos humanos- a las comunitarias se les prohibiera recibir diversos ingresos. Si fuere legítimo el que son “competencia desleal”, ¿por qué la LFTR jamás limitó a los concesionarios de telecomunicaciones comunitarios e indígenas de las fuentes de ingresos y a las que prestan radiodifusión sí?

Patrocinio. El proyecto refiere que aunque la LFTR no permite expresamente que las comunitarias reciban patrocinios, unos lineamientos del Instituto Federal de Telecomunicaciones sí lo permiten para acreditar la capacidad para obtener una concesión única. Primero: es muy distinto acreditar capacidad con patrocinios que autorizarles recibir patrocinios para su operación, de la misma manera que es diferente demostrar solvencia financiera para construir una red que los ingresos que percibirá esta una vez que opere; los lineamientos no pueden ir sobre la ley (CC 117/2014); los lineamientos para la concesión única sólo admiten patrocinios vinculados a usos y costumbres indígenas, dejando fuera a radios comunitarias. Segundo: la concesión única es para prestar servicios, mas no implica el uso de frecuencias. Tercero: el amparo es sobre una concesión de radiodifusión en la que expresamente la LFTR limita cuáles pueden ser sus fuentes de ingresos, y no sobre concesión única.

Donataria autorizada. La LFTR exige que la radio comunitaria o indígena sea donataria autorizada por el Servicio de Administración Tributaria. El proyecto dice que este tema no es de la LFTR sino de la Ley del Impuesto sobre la Renta, lo cual es erróneo. Cualquier persona puede recibir donativos, esté o no autorizada por el SAT. La diferencia es en el tratamiento fiscal que se dará a esos donativos, porque quien dona no los podrá deducir y se reputarán ingresos de quien los reciba. Si la radio comunitaria por no ser donataria autorizada tiene que tributar en el régimen general de personas morales, que lo haga; pero que no se les condicione la posibilidad de recibir donativos a un formalismo que implica un trámite largo y complejo ante el SAT y que además a ningún otro concesionario de telecom, ni de radiodifusión se les impone.

Print Friendly

Escrito por:

Publicado el: 6 septiembre, 2016

Categoría: Espectro radioeléctrico, Medios, Radio

Vistas: 473

Tags: , , , , , ,

Deja un comentario